martes, 14 de noviembre de 2017

El corazón de Kandrakar | Reseña

¡Hola a todos!

¿Qué tal estáis? Yo bastante emocionada (nerviosa y aterrada) por un proyecto que surgió hace un par de semanas y que estoy preparando con mucho cariño. Tengo ganas de contaros de qué se trata pero creo que vais a tener que esperar un poco ;) Al menos, hasta que lo tenga todo listo y más o menos las cosas claras.

La reseña tiene algo de novedoso: es el primer cómic que reseño en el blog y, además, es una relectura, así que os diré las impresiones que me dio cuando lo leí hace por lo menos 10 años y las que me llevé hace dos fines de semana. Y es que, ¿quién no se acuerda de estas brujitas tan simpáticas?


Cuando Will se traslada con su madre a Heatherfield no se imagina lo que le depara el futuro. En esta nueva ciudad, Will conocerá a cuatro chicas y juntas descubrirán que poseen poderes extraordinarios. Con la energía de los cuatro elementos y el Corazón de Kandrakar en su poder tendrán que evitar que la debilitada muralla que separa su mundo del Metamundo se rompa. Para ello, deberán enfrentarse a oscuras criaturas y a un poder absoluto con el que no contaban, el poder absoluto de la luz de Meridian.


La sinopsis recoge bastante bien la trama de esta primera entrega. Will, Irma, Tarannee, Cornelia y Hay-Lin son las nuevas guardianas, cada una maneja un elemento excepto Will que es la que controla el Corazón de Kandrakar. Juntas, deben hacer frente a los peligros que se les pongan por delante además de sobrevivir al instituto. Su amiga, Elyon, las traicionará (no es spoiler, es lógica pura y dura y lo dicen bastante pronto) pero ellas intentarán recuperar su amistad incluso si eso significa ponerse en peligro. Lo que me gusta de las chicas es que cada una tiene su personalidad muy bien marcada y que son muy distintas. Me hacen muchísima gracia los rifirrafes entre Cornelia e Irma y me encanta lo jovial que es Hay-Lin.

Guardo muy buenos recuerdos de estos cómics. No recuerdo cómo llegó a mí el primero, si fue un regalo o si lo compré yo (un aplauso para mi memoria, pero solo uno, a ver si despierta, jajaj), el caso es que me me fascinaron las ilustraciones, la historia y los personajes. Y ahora, que la he leído de mayor, tampoco es que sea tan original quitando la parte de Meridian y demás que sí me gusta. Para empezar, tenemos a la típica chica tímida e insegura que acaba de mudarse, hace amigas y, un buen día, descubren que tienen poderes y que deben proteger Meridian cerrando los portales que se van abriendo por todo el pueblo. Y aquí viene otro cliché: sin haber utilizado nunca sus poderes (excepto en un par de ocasiones en las que estaban bajo presión y los usaron de chiripa), derrotan a los malos en el primer encuentro. En algún punto, sí que se ponen a practicar, pero es cierto que sus poderes son bastante poderosos para el poco tiempo que llevan manejándolos de forma consciente. A parte de esto y acostumbrada a los libros en los que te dan toda clase de detalles, la sucesión de eventos me pareció excesivamente rápida y los diálogos, aunque divertidos en algunos casos, algo sencillos en algunos casos y con alguna que otra errata.



Pero bueno, estas son las impresiones que me llevo después de haberlos tenido en la estantería años y años. Ya hacía unos meses que me había entrado un ataque de nostalgia y me apetecía leerlos hasta que encontré la ocasión perfecta el otro día *momento anécdota*. Llegué del cine tan afectada (en serio, no sé qué me dio ese día que psicológicamente me destrozó la película) y que no quería irme a dormir, así que cogí el cómic y me puse a leer. Necesitaba algo que me hiciera olvidar las dos imágenes que se me habían quedado grabadas y quería algo ligero, que pudiera terminar en un día o dos y que me hiciera sonreír. Y así lo hizo. Dormí estupendamente y me acosté feliz recordando lo bien que lo pasaba leyendo estos cómics y lo mucho que me gustaban estas ilustraciones tan preciosas y de las que todavía me acordaba. ¿Que tiene cosas que las leo ahora y me chirrían un poco? Sí, pero eso no me ha impedido disfrutarlo y seguir con la espinita de no haber seguido con los cómics (no eran rentables por la relación precio-tiempo que me duran xD). Siempre me pareció algo...



Sé que la reseña no me ha quedado muy currada y que tampoco he dado demasiados detalles. Más que nada, quería contaros cómo ha sido mi experiencia de haberlos leído con unas edades tan distintas. La nota no se la he cambiado, por los recuerdos y los buenos momentos.




¿También eráis fans de las WITCH?
¿Cuál era vuestra favorita?

(Las mías eran Irma y Hay-Lin, jaja)

Un abrazo muy fuerte a todos, nos leemos en la próxima entrada ^^

6 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Yo nunca llegué a ser parte de este fenómeno, cuando medio supe respecto a estas magical girls ya estaba crecida y me interesaban otras cosas. Aunque sí me gustaron en su momento las winx. Mi favorita era Stella. Y no me sorprende lo que me cuentas de esta serie/comic, la premisa de este tipo series siempre se centra en una elegida que se eleva por encima de todos los mortales. Aunque lo bonito de estas series es siempre la amistad entre chicas.
    Yo en lo particular ahora quiero entrarle my little pony. Espero ver más entradas de este tipo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Ahh claro. A mí las Winx nunca terminaron de llamarme la atención pero es cierto lo que dices sobre la amistad ^^

      ¡Besos!

      Eliminar
  2. ¡¡Hola Mari!! Yo también era megafan de las Witch, así que entiendo perfectamente tu sentimiento de nostalgia :D. Mi fav de las Witch era Irma, la amaba porque me encantaba su personalidad y decia siempre lo que pensaba. Y sí, odiaba un poco a Cornelia jajajaj.
    Creo que este tipo de cómics son súper buenos no solamente para que la gente joven se anime a la lectura (yo leía sus cómics y sus libros), sino para potenciar valores como la amistad.
    ¡Me ha encantado la reseña!

    Besines^^

    Alejandra - Creando Océanos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Me alegra saberlo, jajaja :D No se tú, pero a mí me encanta disfrutar de este tipo de lecturas aunque sean para gente mucho más joven :)

      ¡Un beso!

      Eliminar
  3. ¡Hola otra vez! ^^

    Lloro *.* ¡¡Pero qué gracia, por favor!! ^^ La de años que hace que no veo nada de las "Witch". Ais, qué recuerdos más bonitos :') Mi favorita era Will. Lo sé, lo sé, típico-tópico, pero es que me parecía muy genial la chica ^^
    Tengo que darte la razón en que la trama no es la más currada del mundo pero, ¡jo, lo qué molan cuando las descubres por primera vez! ^^ Luego hicieron una especie de copia, que eran las Winx. Esas también las vi, aunque me hacían más gracias las Witch, para qué mentir :)
    ¿Así que saliste traumatiza del cine? Hum. ¿Fue por aquella de peli de miedo que comentaste en alguna entrada anterior (en los comentarios, quiero decir)? Da igual, el caso es que te entiendo perfectamente jajajajaja Me alegro de que te sacaran una sonrisa estas brujitas :)
    ¡Un besazo muy pero que muy grande y que pases un maravilloso fin de semana, guapísima! ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Ay, ¿te ha gustado? Jajaja menos mal que al menos, las que me habéis comentado me habéis quitado un peso de encima XD Pensé que iba a perder seriedad en el blog por subir esta reseña xD
      Creo que nunca llegué a hacerme fan de las Winx. Lo mismo vería algún que otro capítulo de los dibujitos y poco más, jaja
      Sí, por esa misma que te conté fue. Maldita película...

      ¡Un beso enorme! Espero que hayas pasado un buen fin de semana, y mucho ánimo con esta que entra :)

      Eliminar